​La propia experiencia es el mejor camino para aprender, por eso los alumnos de 5 años aprovechan la caída de sus primeros dientes para investigar sobre este proceso de caída y renovación de los dientes hasta conseguir la dentadura definitiva. 
Gracias al proyecto del Ratoncito Pérez, han sido capaces de organizar todos los conocimientos que han ido adquiriendo, lo que les ha ayudado a estructurar su pensamiento. Los dientes, sus

características, posición, funciones, higiene bucodental, buenos hábitos, alimentación saludable… han sido algunos de los temas que nos han ocupado. 
Este aprendizaje ha sido llevado a cabo mediante diferentes metodologías activas en las que el alumno ha sido el verdadero protagonista. Se llevan un montón de experiencias y la satisfacción de poder aportar a la sociedad su pequeño granito de arena con un decálogo de buenos hábitos de salud bucodental elaborado por ellos mismos.